Entrada al Colegio Mayor Larraona

Veteranos y colegiales de primer año: una relación que no cambia

Los colegiales nuevos tenían tantas ganas de conocer a sus compañeros, como los veteranos de recibir a los nuevos colegiales. Cada año, es una constante que no cambia, ni cambiará a pesar de las circunstancias actuales.

Cuando llegas, los veteranos están contigo, salen contigo, te llevan a fiestas… Este año ese concepto de fiesta no podrá ser, pero algo haremos. Siempre echamos algún partido de fútbol”, cuenta Álvaro.

Este estudiante de 2º de Bioquímica ha pasado este año al grupo de veteranos y está deseando ejercer como tal, aunque reconoce que se disfruta más siendo novato. “Tienes a tus veteranos de mentores. Los que están en mi misma carrera me ayudaron un montón, me pasaron apuntes, me dieron consejos… ¡Si no llega a ser por ellos mi primer año hubiera sido un desastre!”, confiesa.

En marzo, cuando cerraron la universidad, Álvaro volvió a casa, por lo que tenía muchas ganas de volver a ver a sus amigos del Colegio Mayor. Todos ellos repiten un año más en Larraona, listos para empezar el curso. “No tengo miedo, tengo ganas de que empiece, aunque no vaya a ser lo mismo. Se hará lo que se pueda”.

Preparado para el comienzo de curso también está Pablo: es de los últimos estudiantes de primer año en llegar. Viene acompañado desde Zaragoza y empieza el grado de ADE con Big Data. Es la primera vez que visita el Colegio Mayor y el campus de la Universidad de Navarra, ¡tiene todo por estrenar!

Esperamos que tenga un buen comienzo de curso, acompañado por Álvaro y el resto de los veteranos, siempre dispuestos a echar un mano y a animar a sus nuevos compañeros del Colegio Mayor.